COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Bloomberg informa de que Apple quiere incorporar control no táctil y pantalla curva a los futuros iPhones con el fin de individualizar el producto en un mercado donde la competencia es dura.

Gracias al control no táctil, los usuarios podrían introducir órdenes en el dispositivo con meros gestos frente a la pantalla, sin necesidad de tocarla. Bloomberg explica que el teléfono podría disponer de una pantalla que se curve “gradualmente hacia dentro desde el extremo superior al inferior”. Las fuentes citadas por Bloomberg explican que todavía faltan por lo menos dos años para que ambas características se hagan realidad.

Pero parece que Apple ya lleva algún tiempo trabajando en ambas ideas.

En 2013 adquirio PrimeSense, una firma con sede en Israel especializada en percepción en 3D, y desde entonces ha registrado varias patentes de control no táctil. Una de ellas es una patente de 2014 que cubre el reconocimiento visual de gestos, con el que los usuarios podrían interactuar con el dispositivo sin tocarlo (ver foto más abajo), así como una actualización del 2016 para seguimiento de manos en 3D que también permitiría interacciones sin contacto físico.

Con todo, la existencia de patentes no implica que la aparición del producto sea inminente. Apple también registró patentes sobre iPhones con energía solar y plegables en el 2010 y el 2016, respectivamente, y no han salido al mercado.

Si lo que se busca es individualizar el producto, hay que decir que el control gestual no es ninguna novedad.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY