COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Enero es siempre un mes de debate y proyecciones: se realizan los análisis sobre el año que acaba de finalizar y se diagraman los planes estratégicos en los que se bocetarán las prioridades, inversiones y proyectos para el año entrante. En este caso, los ejecutivos de informática como los líderes de las empresas de TI compartieron en una encuesta global cuáles serán las tendencias y desafíos del 2019.

Al igual que en el 2018, automatización, transformación digital y ciberseguridad serán las claves tecnológicas del año entrante. Se trata del mismo trío de prioridades que dominó el 2018, aunque el interés por los proyectos de automatización ascendió dos puestos en el ranking: para este año, el 44% de los encuestados sostuvieron que constituía una de las principales tres prioridades, mientras que el año pasado el porcentaje era del 36%. Este cambio refleja el mayor énfasis en eliminar las operaciones manuales para aumentar la productividad y reducir los costos.

Los otros dos objetivos centrales que completan el quinteto de prioridades son la modernización de las infraestructuras de TI y la integración empresarial (datos, aplicaciones, etc), lo que evidencia un cambio en el flujo de inversiones desde el mantenimiento de infraestructuras existentes hacia proyectos que impulsen la innovación tecnológica. “Las organizaciones siguen cambiando el foco de su inversión y optando por la innovación por sobre las tecnologías heredadas”, indica el informe distribuido por Red Hat.

Además, la necesidad de encarar procesos de transformación digital se duplicó en los últimos 12 meses y se revela como el desafío más complejo que enfrentan los ejecutivos de TI. En este caso, la industria de servicios financieros en general y la de banca de inversión, en particular, lidera el segmento y cerca del 35% de los encuestados respondieron que buscan nuevos modelos de negocio o introducir nuevos productos y servicios digitales a lo largo del año.

“La pregunta ya no gira en torno a si ocurrirá o no la disrupción digital, sino de cuándo y con qué alcance. Las organizaciones son conscientes de que deben modificar la ecuación para contar con tecnología capaz de propiciar una diferenciación competitiva. Por lo tanto, no sorprende que el porcentaje de compañías que no planeen ninguna iniciativa de transformación haya disminuido a la mitad, pasando del 32% al 14%”, explicó Jorge Payró, Director Comercial de Cuentas Enterprise de Red Hat Argentina.

De todos modos, desarrollar e implementar una estrategia de transformación clara continúa siendo un objetivo difícil y requiere que sea acompañada por un cambio en la cultura organizacional de la compañía, metodologías de trabajo ágiles y colaborativas, donde se combinen las potencialidades de distintos equipos. Para llevar adelante estos proyectos, se produjo un incremento en la creación de nuevos roles, que dependen directamente del Director de Informática: Gerente de Estrategia de Transformación Digital o Gerente de Soluciones Digitales.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO