COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

China Mobile inauguró la semana pasada su oficina en San Pablo, Brasil. La ceremonia de inauguración contó con representantes de Anatel y del gobierno brasileño, y altos directivos de la compañía asiática.

La empresa todavía debe obtener licencias de telecomunicaciones en el país, pero ya habla de negociar acuerdos de roaming con operadores locales y en la contratación del centro de datos para la oferta de servicios al sector corporativo.

El arribo de China Mobile a Brasil transcurrió durante los últimos 12 meses. En septiembre de 2016 pasado se registró la empresa y a lo largo del último año un equipo jurídico asesoró a los chinos a establecerse en el país. El proyecto se hizo oficial  con la inauguración definitiva de la oficina del operador en el país.

La oficina fungirá como el centro de mando no sólo de los negocios locales, sino también en América Latina.

Aún no hay fecha para que China Mobile entre en operación en Brasil. Por ahora, la compañía está reuniendo información sobre el mercado local. En la fase actual, busca asesoramiento sobre lo que es necesario para implantar sus servicios. Y ya ha recibido indicativos de Anatel de que no puede empezar a trabajar con telecomunicaciones sin obtener, antes, una licencia.

China Mobile estudia ofrecer servicios de conectividad corporativa y TI. Durante la inauguración de las instalaciones dio a entender que puede contratar cuatro centros de datos para la oferta de servicios en Brasil, y que no descarta inversiones propias en el segmento.

China mira a Brasil

La llegada de China Mobile se produce en medio de un intenso movimiento de los asiáticos en los últimos días. En los últimos 20 días, representantes de Anatel y del Ministerio de Ciencia, Tecnología, Innovaciones y Comunicaciones (MCTIC) se reunieron con directivos de China Telecom, operador de infraestructura fija, Banco de Desarrollo de China, banco de fomento de ese país, y ahora, la compañía de telefonía móvil.

Se trataron varios asuntos. Desde una salida para Oi, el operador brasileño con graves problemas financieros, que atraviesa un proceso de recuperación judicial, a cómo obtener autorización para iniciar los negocios localmente.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY