COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Pasar de una semana laboral de cinco días a cuatro sin reducirles el sueldo a sus empleados le reportó al gigante tecnológico un incremento de las ventas de casi el 40% durante el experimento.

Además del viernes libre, el personal contratado a tiempo completo recibió una “licencia especial”, que fue pagada.

También se le puso límite a la duración de las reuniones —máximo 30 minutos—y se animó al personal a hacerlas online en lugar de cara a cara.

Y es que Japón tiene algunas de las jornadas horas de trabajo más largas del mundo.

El desempeño por trabajador aumentó un 39,9% en agosto -a lo largo de un año-, mientras el consumo de electricidad se redujo un 23,3%.

“Los empleados quieren tener modos de trabajo variados”, señaló la empresa.

Este experimento interviene en un momento en el que el gobierno japonés intenta promover modos de trabajo más flexibles, como el teletrabajo, el trabajo a tiempo parcial y horarios de oficina cambiantes para evitar la hora pico en el transporte.

Estas iniciativas pretenden sobre todo luchar contra el fenómeno del “karoshi” (muerte por exceso de trabajo) y favorecer la natalidad, en descenso en el país. En cambio, su adopción ha sido limitada entre las empresas locales por el momento.

En 2017 una encuesta reveló que casi una cuarta parte de las empresas japonesas tenían empleados que trabajaban más de 80 horas extra al mes, a menudo sin remuneración.

“Descanso inteligente”

El 92% de la plantilla de Microsoft Japón se sumó al experimento, que se llevó a cabo durante el pasado verano austral bajo el programa Work Life Choice Challenge2019 (El desafío de la elección de la vida laboral 2019).

Durante la prueba y en comparación al mismo mes del año anterior, el consumo de electricidad se redujo en un 23% y la impresión en papel en un 59%, explicó la compañía.

El gigante tecnológico dijo que planeaba implementar este invierno un segundo Work Life Choice Challenge.

Sin embargo, afirmó que esta vez no ofrecería la misma “licencia especial”, pero que alentaría al personal a tomarse un tiempo libre para “descansar inteligentemente”, dijo.

Movimiento al revés

En contraste, Jack Ma, cofundador del gigante chino de compras online Alibaba, ha defendido las jornadas de trabajo de 12 horas.

En abril de 2019 habló del conocido patrón “996”, en el que los trabajadores realizan turnos de 09:00 a 21:00 horas seis días a la semana, como “una bendición”.

“Si entras en Alibaba, tienes que estar dispuesto a trabajar 12 horas al día. Si no ¿para qué vienes? No necesitamos a los que trabajan ocho horas cómodamente”, dijo Ma.

Su visión encontró respaldo en otro empresario tecnológico, Richard Liu, fundador de la tienda por internet JD.com, quien afirmó que su empresa se había llenado de “holgazanes” por los cual no sentía ninguna simpatía.

El caso de Reino Unido

Mientras, un informe encargado por el Partido Laborista en el Reino Unido sugirió que una semana laboral de cuatro días sería “poco realista”.

“Aunque algunas personas se ven obligadas a trabajar menos horas de las que desean, la mayoría se ven obligadas a trabajar más horas de las que desean”, señala el informe publicado en septiembre.

Muchos trabajadores consideran que tener un trabajo a tiempo parcial o reducir sus días se traduce en tener el mismo volumen de trabajo pero en menos tiempo.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO