Kim Jong-un, líder máximo de Corea del Norte
COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El líder máximo del país, Kim Jong-un, está empecinado en presentar a su bastión como una fortaleza. Pero “esa imagen de inexpugnabilidad que desafía al mundo puede ser un desastre en ciernes”, dijo la agencia Associated Press, que el país tiene “una infraestructura médica horrenda”, que comparte una extensa frontera con China, y que “considera los informes públicos sobre enfermedades infecciosas, o, para el caso, cualquier cosa que pueda dañar a la élite gobernante, asuntos de secreto de estado”.

“La proximidad de Corea del Norte a China, el estado decrépito de su sector de atención médica y la alta tasa de desnutrición entre su gente hacen que Corea del Norte sea extraordinariamente susceptible al coronavirus”, escribió Lee en Responsible Statecraft.  Choi Jung-hoon, un neurólogo norcoreano que desertó a Corea del Sur en 2012.

El país, agrega, “no tiene la capacidad o la voluntad de administrar instalaciones de cuarentena y aislar a los pacientes”. La libertad de movimiento dentro del país está restringida incluso en circunstancias normales, lo que podría retrasar la propagación de la enfermedad, aseguran algunos conocedores, que indican que este sistema “facilita mucho la organización de los médicos”.

Corea del Norte ha estado solicitando silenciosamente ayuda de coronavirus de otros países a pesar de que ha negado públicamente la existencia de cualquier caso en su país de origen, según un nuevo informe.

Funcionarios en el país aislado se han acercado en privado a sus homólogos en otros países pidiendo ayuda urgente para combatir el brote, informó Financial Times.

Corea del Norte no ha informado oficialmente de ningún caso del coronavirus y, a fines de enero, cerró su frontera con China después de que el brote comenzó a extenderse desde la provincia central de Hubei hacia otras regiones cercanas a la frontera.

Algunos medios de comunicación de Corea del Sur han informado que Corea del Norte ha registrado muertes por el coronavirus, pero que el régimen las está ocultando del mundo.

Daily NK, un sitio de noticias centrado en Corea del Norte, también informó que 180 soldados norcoreanos murieron por el virus en enero y febrero, y que otros 3,700 fueron enviados a cuarentena.

El periódico surcoreano Chosun Ilbo dijo que había al menos dos casos sospechosos de la enfermedad en la ciudad de Sinuiju , que limita con China. Daily NK también informó que hasta cinco personas habían muerto por el coronavirus en Sinuiju.

“No hay suficiente medicina para el país. Realmente estoy preocupado de que enfrenten un brote”, dijo Nagi Shafik, ex funcionario de la Organización Mundial de la Salud y UNICEF en Pyongyang.

Días atrás, el ejército norcoreano disparó proyectiles no identificados al mar, en una presumible muestra de “normalidad” en medio de circunstancias que podrías ser extraordinarias. “A pesar de la bravuconería, hay dudas crecientes de que Corea del Norte haya esquivado el virus”, escribe el Japan Times y cita al embajador de China ante la ONU, Zhang Jun, quien el país comunista sufre “negativamente” la epidemia del COVID-19, sin proporcionar detalles.

“Corea del Norte estaría indefensa”, advierte. Tomás Ojea Quintana, enviado especial de la ONU sobre derechos humanos en Corea del Norte, llamó al gobierno de Kim a “permitir el acceso total y sin trabas a expertos médicos y actores humanitarios”.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO