COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

A pesar de la relativamente reciente aparición del término “IoT”, en un informe de 451 Research el 65% de las organizaciones encuestadas confirmó que recolecta datos de equipos, dispositivos u otros puntos conectados y utilizan esos datos para un propósito comercial.

Actualmente, el 51% del equipamiento IT de los centros de datos es de donde más provienen estos datos IoT, seguido por cámaras y equipos de vigilancia (34%), equipos de instalaciones de centro de datos (33%) y los teléfonos inteligentes o dispositivos de usuario final (29%).

Mientras que la industria desempeña un papel muy importante, con el 49% de las organizaciones de fabricación recopilando datos de los equipos de fábrica y el 49% de las organizaciones de salud reuniendo datos de los dispositivos médicos.

Data Collection IoT - 451 Research

El valor del negocio derivado de estas implementaciones incluye la reducción del riesgo (66%), seguido de la optimización de las operaciones (63%), el desarrollo de nuevos productos o servicios o la mejora de los existentes (33%) y la mejora de la orientación al cliente (21%). Esto también varía según la industria con la fabricación y los servicios públicos principalmente focalizados en la optimización de operaciones.

Dan Harrington, director de investigación en 451 Research, señaló: “El término Internet de las cosas ha proliferado rápidamente y tomado diferentes significados. Como se refleja en nuestros datos de la encuesta, estos escenarios de puntos conectados son tanto antiguos como nuevos. Varían enormemente de casos de uso tradicionales como cámaras IP conectadas, automatización de edificios, automatización de almacenes y la telemática a los casos de uso industrial tales como el monitoreo de los cultivos y la monitorización de pacientes a distancia”.

Respecto a los impedimentos que recaen en el despliegue de IoT, el 46% dijo que las preocupaciones de seguridad eran un impedimento mientras que casi un tercio citaron la falta de habilidades internas (32%), seguido por la falta de capacidad de TI (29%) y la falta de rendimiento de la inversión / beneficios percibidos (29%).

La mayoría de las organizaciones (61%) gestiona sus iniciativas IoT sin la ayuda de consultorías externas o servicios profesionales. Aunque esto podría cambiar. Según señaló Harrington: “Existe una clara necesidad de asesoramiento externo para ayudar a convencer a las organizaciones del valor de negocio de IoT, así como para llenar los vacíos internos en áreas como la seguridad, los grandes datos y la infraestructura de red. Como desarrollo de esos proyectos, muchas organizaciones se encontrarán en busca de firmas de consultoría y servicios profesionales externos para estas capacidades”.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO