COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La Reserva Federal de EEUU (Fed) ha anunciado que está construyendo y probando una hipotética moneda digital. Sin embargo, ha aclaro que lo hace como parte del programa para mejorar la comprensión sobre las monedas digitales y no como un equivalente al efectivo, algo para lo que se necesita un largo proceso de políticas y no se ha tomado ninguna decisión para iniciar uno.

Durante una entrevista, el vicepresidente adjunto del Grupo de Pagos Seguros de la Reserva Federal de Boston, Robert Bench, anunció que la FED no tenía planes de emitir una moneda digital CBDC en un futuro cercano, aunque sí estaba trabajando en base a la tecnología blockchain como una forma impulsar positivamente la misión del sistema de la entidad.

Reserva Federal de Estados Unidos evalúa la posibilidad de emitir el dólar digital

Estados Unidos propone lanzar un dólar digital para paliar la crisis del COVID-19

Llega el euro digital

El banco central ha enfatizado que no está preparado para emitir dólares digitales. Se necesitaría un “proceso de política separado” que involucre cuestiones legales espinosas si la Fed alguna vez quisiera usar una moneda digital, explican.

“Nos estamos tomando el tiempo y el esfuerzo para comprender las importantes implicaciones de las monedas digitales y las monedas digitales de los bancos centrales en todo el mundo”. “Dado el importante papel del dólar” como moneda de reserva global, es esencial que la Fed permanezca en la frontera de la investigación y el desarrollo de políticas de monedas digitales.

“Sigue habiendo una fuerte demanda de moneda estadounidense y seguimos comprometidos a garantizar que el público tenga acceso a una variedad de opciones de pago”, ha concluido el banco central de EEUU.

El gobernador de la Junta de la Reserva Federal, Lael Brainard, asegura que la entidad está realizando un trabajo interno en conjunto con la Reserva Federal de Boston y el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), con la finalidad de “construir y probar una moneda digital hipotética” que esté orientada a los usos propios del Banco Central.

El dólar digital “hipotético” del que habla la FED se utilizará dentro de los ecosistemas de pagos existentes, así como en la política monetaria, la estabilidad financiera y el sector bancario de la nación, afirmó Brainard. Así mismo, el ejecutivo de la FED aseguró que a partir de ahora las lecciones, avances y, sobre todo el código base que se desarrolle con el esfuerzo de los equipos técnicos, se ofrecerán como software de código abierto para que cualquier interesado lo pueda implementar y experimentar con él.

El ejecutivo señaló que la crisis actual cambió completamente la forma de funcionar de las finanzas, y que ahora los ciudadanos necesitan disponer de una infraestructura de pagos segura, fuerte y confiable que les permita el acceso inmediato y sin demoras a sus fondos.

Por su parte, el vicepresidente senior de la Reserva Federal de Boston, James Cunha, señaló la necesidad de desarrollar un sistema, un software y una moneda digital que cumpliera con todas las necesidades emergentes de un país como los Estados Unidos, que cuenta con nada menos que unos 331 millones de habitantes. En base a esto, Cunha aseguró que el desafío es enorme, en parte por el gran volumen de transacciones que se generarían al día, y por el requerimiento de una infraestructura que garantice completamente la seguridad en cada una de las operaciones.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO