COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Del 28 al 30 de junio se lleva a cabo la decimotercera edición del evento dirigido a desarrolladores, estudiantes y profesionales del sector del videojuego en el Hotel Hesperia Tower de L’Hospitalet de Llobregat para convocar a los gurús del pasado, el presente y el futuro de esta industria.

Los exponentes en las conferencias serán un selecto grupo de creadores de videojuegos entre los que este año destaca el japonés Fumito Ueda, creador de uno de los juegos más aclamados de los últimos años, The Last Guardian.

“En cualquier parte del mundo, si le preguntas a un profesional de la industria sobre un creador de juegos de autor, seguramente, te dirá Fumito Ueda”. Así de contundente se muestra el cofundador de Gamelab, Gonzo Suárez, al hablar de este artista, responsable de títulos tan aclamados como la inspiradora aventura ICO, lanzada para PlayStation 2 en 2001. “Sin necesidad de salir de las grandes producciones, sus juegos son siempre experiencias originales y únicas”, añade.

La conferencia de Fumito Ueda es una de las más esperadas del congreso, no tan solo porque supone el regreso de este creador a Barcelona desde su participación en el festival Art Futura de 2005, sino porque también será una de sus primeras apariciones desde el anuncio, durante la pasada edición de la feria E3 de Los Angeles, del retorno de The Last Guardian, uno de sus trabajos más aclamados, que está siendo remasterizado para PlayStation 4.

Como referente de videojuegos para celulares se presentará Mikko Kodisoja, cofundador del estudio finlandés Supercell, responsable de dos juegos para smartphone mundialmente más jugados, el Clash of Clans y Clash Royale . “En un universo de sobresaturación de productos como es el mundo del celular sus juegos flotan por si solos a las primeras posiciones, todos los que han lanzado han arrasado”, comenta Suárez sobre este empresario de éxito del sector smartphones.

Como representante de un pasado glorioso la conferencia del británico Richard Garriott, es la más esperada. Él acude al Gamelab 2017 para rememorar esos años, a principios de los ochenta, en los que gracias a títulos tan legendarios como Ultima puso la primera piedra para la creación de los primeros mundos virtuales. “Garriott es el primer visionario que crea los mundos virtuales persistentes que más tarde darían lugar a juegos como World of Warcraft”, recuerda Gonzo Suárez, a quien seguro tomo como referencia cuando él mismo decidió entrar en la industria del videojuego a mediados de los ochenta. “En un alarde egocéntrico, Garriott era el rey y vivía en un palacio en su propio mundo virtual, es un personaje excéntrico, pero también el padre de todos estos mundos virtuales que han aparecido desde entonces”, subraya.

Entre el resto de exponentes que participarán hasta el próximo viernes en el Gamelab 2017 hay nombres como los de Dino Patti, uno de los responsables de dos juegos de culto como son Limbo e Inside, el director creativo detrás del clásico juego de acción Max Payne, Sam Lake, o Mike Sepso, uno de los principales responsables de gestionar los eSports de un gigante del videojuego como es Activision (Call of Duty).

En su séptima edición en Barcelona, el Gamelab tampoco perderá una de sus señas de identidad, que es el espacio dedicado a los estudios de desarrollo. “Los dos últimos años se nos fue de las manos porque había más de setenta juegos para probar, no cabían, así que este año hemos sido un poco más restrictivos y habrá alrededor de cincuenta”, explica Suárez.

Se hará también la presentación del Libro Blanco de la Industria Catalana del Videojuego 2016, un informe de la patronal del videojuego DEV que pone de relieve como la industria del videojuego en Catalunya genera casi la mitad de la facturación total a nivel estatal.

 

 

 

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO