COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Google trata de capitalizar el interés de las operadoras por la computación en el extremo de la red (edge computing) y ha presentado una plataforma específica de telecomunicaciones como equivalente en la nube de su sistema operativo móvil Android.

Anthos for Telecom amplía la plataforma de nube empresarial de Google y la lleva a la periferia de la red, a fin de que las operadoras puedan ejecutar aplicaciones desde el lugar que necesiten, con el objetivo de atender mejor a los clientes.

Google explica que Anthos for Telecom actúa como plataforma de nube abierta para aplicaciones de red, igual que Android en el ámbito de la telefonía móvil, y que su objetivo es ayudar a las operadoras a no depender de los fabricantes, acelerar el desarrollo de nuevas aplicaciones y facilitar su despliegue en múltiples nubes.

La plataforma es un componente clave de la nueva estrategia Global Mobile Edge Cloud de Google. La firma aspira a ofrecer en dicho marco un mercado de productos para 5G desarrollado en colaboración con empresas de telecomunicaciones.

Google ha elegido a AT&T como uno de sus primeros socios y ha anunciado que ambas firmas colaborarán en el desarrollo de soluciones de computación en el extremo de la red para múltiples industrias, como manufacturas, comercio minorista, transporte, 5G empresarial y juegos. Las soluciones se ejecutarán en la red de AT&T y utilizarán las capacidades de computación en la nube de Google, como por ejemplo inteligencia artificial, aprendizaje automático y análisis.

Mo Katibeh, vicepresidente ejecutivo y director de marketing de AT&T Business, ha explicado en un comunicado que la combinación de su servicio 5G con Google Cloud nos acercará a “una realidad en que las tecnologías de nube y edge proporcionarán herramientas a las empresas para crear un nuevo mundo de experiencias destinadas a sus clientes”.

Google se ha decidido a buscar la colaboración con operadoras al mismo tiempo que promueve un crecimiento continuado en su negocio de nube. En febrero, proporcionó por primera vez información financiera detallada sobre dicho negocio, en la que se apreciaba que la facturación había crecido desde los 5.800 millones de dólares (más de 5.000 millones de euros) en 2018 hasta los 8.900 millones de dólares (casi 7.800 millones de euros) en 2019.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO