Fotografía: Cortesía GRIN
COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Grin, la startup de origen mexicano que ofrece servicios de scooters o monopatines compartidos, anunció hoy mediante un comunicado hecho público a través de sus cuentas de redes sociales, que dejará de operar en la Ciudad de México debido a los altos niveles de robo que están sufriendo sus unidades en la capital del país.

Santiago Jiménez, gerente general de Grin México, la empresa fundada por Jonathan Lewy y Sergio Romo en 2018, señaló en la carta que si bien la decisión de detener sus servicios luce como una “locura” después de que Grin fue la única empresa en pagar y obtener el servicio de operación anual en la Ciudad de México, por el cual desembolsaron 24.5 millones de pesos (1.28 millones de dólares), está sustentada en la necesidad de prevenir el robo de sus monopatines.

“Durante este intermedio, que te podrá parecer molesto, cientos de personas en Grin México harán ajustes para mejorar el servicio, migrarán sistemas, sumarán una nueva solución de micromovilidad a la familia Grin, pero sobre todo desarrollarán esquemas de colaboración con las autoridades de la Ciudad de México, para prevenir el robo de nuestros patines. Al día de hoy, el robo de patines en la CDMX representa el mayor reto para la operación de Grin”, escribió Jiménez en la misiva que dirigió principalmente a los usuarios de la empresa.

La flota de Grin está originalmente compuesta por 1,750 scooters, la misma cifra de la que dispone su competencia Lime, pero en tanto esta empresa no obtuvo el permiso de operación anual, que en su caso fue de 12.8 millones de pesos, sus unidades serán retiradas a partir del día de hoy y enviadas a un depósito de vehículos, que en México es mejor conocido como “corralón”.

Las empresas Mobo y Bird, que también operan en la Ciudad de México, en apariencia participarán en el proceso de reasignación de monopatines con la misma cifra de unidades para cada una, de acuerdo a lo dicho por el director de la Secretaría de Movilidad, Andrés Lajous, a ciertos medios de comunicación, pero hasta el momento no se ha emitido un comunicado oficial al respecto.

A poco más de un año de su aparición, el servicio de scooters en la Ciudad de México revolucionó el transporte en las tres alcaldías en las que opera, y se convirtió en uno de los medios de movilidad más populares y solicitados por los habitantes de metrópolis que transitan por esa zona. Infortunadamente, los monopatines comenzaron a ser vandalizados cuando no robados. En esta circunstancia se finca la decisión de Grin de interrumpir sus servicios por algún tiempo.

“Pronto estaremos de regreso con más opciones de movilidad, mejor servicio y espero que con menos patines robados”, prometió Jiménez al final de su carta.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO