COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Pese a un desarrollo lento y accidentado, la tecnología blockchain (TB) y la inteligencia artificial (IA) se han revelado como pilares fundamentales para transformar la manera en que nos relacionamos con el mundo. Como si se tratase de un puzzle, cada nueva pieza desarrollada sirve para aprender y desbloquear el enorme potencial que encierran ambas tecnologías.

Por ejemplo, ya es posible unir IA con TB para construir sistemas “creativos” que permitan crear registros no modificables de las acciones. Es decir, una “memoria permanente” para la inteligencia artificial, que sirva como respaldo informativo o para ejecutar acciones de forma rápida y sin intervención humana.

Aunque es cierto que la IA pude tomar decisiones por sí misma, de acuerdo a la capacidad de su programación, su principal limitación en ambientes complejos es el consenso. En este sentido, la tecnología blockchain puede resolver el problema, al llevar a todas las partes un consenso compartido y dejar constancia inmutable de dicho consenso en una base de datos compartida por las partes.

Para conducir automóviles

Gracias a las tecnologías blockchain, la IA puede realizar operaciones mucho más complejas. Por ejemplo, sería posible crear una IA combinada con blockchain para conducir automóviles. Ello permitiría el consenso en las operaciones de conducción a realizar y dejar constancia de todas las acciones de los automóviles involucrados. Así, en caso de accidente, las autoridades podrían determinar lo sucedido. También permite una conducción más segura y en caso de que se produzca algún fallo, la investigación para determinar el origen de lo sucedido y resolverlo será mucho más sencilla.

En la actualidad, los sistemas de conducción automática ya están siendo investigados y mejorados con la combinación de inteligencia artificial y blockchain.  Tesla lo está haciendo en su línea de coches eléctricos y sus Autopilot.

Para evitar la colisión de drones

También se están llevando a cabo experiencias similares en el sector de la distribución minorista. Amazon y Walmart trabajan en la creación de un sistema de control de drones utilizando IA y blockchain. La idea en ambas compañías es que cada dron tenga una ID única, junto con unos datos para su ruta de vuelo. Dichos datos serán compartidos en una blockchain de forma que cada dron sea capaz de identificar el lugar donde se encuentran el resto de drones.

Al mismo tiempo, junto con sus sensores y cámaras será capaz de observar su entorno y actuar en consecuencia. Cada acción realizada crea una lluvia de datos que es llevada a consenso en la red y luego almacenada en la misma. Todo este dinamismo de datos permitirá  que el enjambre de drones disponga de un conocimiento casi en tiempo real del cielo donde se desenvuelve. De esa forma, puede tomar decisiones para no colisionar, compartir información entre drones y entregar datos de utilidad a todo el sistema. La proyección de esto en la gestión e información instantánea sobre el tráfico automovilístico en grandes ciudades es evidente.

IA y Blockchain para hacer más eficiente el 5G

La suma de inteligencia artificial y blockchain también servirá para hacer un 5G más eficiente y potente, con lo que esto tiene de central en las estrategias geopolíticas. Jessica Rosenworcel, de la Comisión Federal de Comunicaciones de EE. UU. afirma que la combinación de ambas tecnologías darán a EE. UU. una ventaja en las redes inalámbricas 5G sobre su gran rival tecnológico, China.

Según recoge MIT Technology Review, Rosenworcel asegura que la IA y blockchain permitirán que los dispositivos inalámbricos usen las diferentes frecuencias del espectro inalámbrico de manera más dinámica y flexible. Lo que posibilitaría que miles de millones de dispositivos se conectaran a la vez a las redes 5G.

Rosenworcel afirmó que mientras el aprendizaje automático ayudará a que los dispositivos inalámbricos y las redes compartan y negocien el espectro, los registros criptográficos protegidos y distribuidos servirán para controlar quién tiene acceso a qué.

Identidad digital para refugiados

La combinación de inteligencia artificial y blockchain también sirve para dotar de identidad digital a refugiados o a personas que por determinadas circunstancias, no pueden demostrar su identidad. En esta línea, Accenture ha puesto en marcha, en colaboración con Microsoft y Avanade, un prototipo de identidad basado en blockchain y tecnologías biométricas.

El proyecto está encaminado a apoyar a ID2020, una asociación dedicada a proporcionar identificación legal a aquellas personas que no tienen los documentos oficiales necesarios para acreditarla. Según Accenture, el número de personas afectadas se eleva a 1.100 millones. El prototipo se creó en una plataforma de Accenture y se ejecuta en Microsoft Azure.

El viaje de los medicamentos hasta su llegada al mercado

La combinación de IA y blockchain puede servir para impulsar la transformación de la Industria 4.0, la interconexión IoT para nuestros hogares o la creación de IA más potentes y descentralizados. Además, también tiene amplios usos para la creación de sistemas de información en sectores como la agricultura, alimentos, medicina, farmacéutica, economía, energía, gobernanza o robótica.

Por ejemplo, en el sector farmacéutico, Innoplexus proporciona soluciones avanzadas de inteligencia artificial y blockchain para respaldar todas las etapas del desarrollo de medicamentos, desde sus inicios, hasta que llegan al mercado. Microsoft corona su lista de creaciones con su inteligencia artificial sobre Azure, con la capacidad de usar blockchain y cuya utilidad pueden aprovechar sectores como agricultura o la medicina. La amplia experiencia de IBM en el campo de la inteligencia artificial y blockchain también le ha llevado a crear complejos sistemas, uniendo lo mejor de ambos mundos.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO