COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El concepto de ciudad digital surge como una estrategia para mitigar los problemas de las grandes urbes generados por el rápido crecimiento de la población urbana y por la necesidad de los gobiernos de continuar dotando a esta urbe de mejores servicios públicos de manera oportuna y eficiente.

Este fenómeno del cambio demográfico de la población está sucediendo en todo el planeta, especialmente en las zonas urbanas, lo que está motivando a los gobernantes de las ciudades y representantes de la sociedad civil a invertir en tecnologías modernas para ser desplegadas en infraestructuras inteligentes, tales como accesos de banda ancha fija y móvil que se integran cada vez más a edificios inteligentes y lugares públicos.

Es así que una ciudad digital utiliza los recursos que brindan la infraestructura de telecomunicaciones y de informática existentes, a través de Internet, brinda a sus habitantes un conjunto de servicios digitales a fin de mejorar el nivel de desarrollo humano, económico y cultural de esa comunidad, tanto a nivel individual como colectivo. La infraestructura para brindar estos servicios, las redes telefónicas y la Internet, se llevan a cabo a través de accesos de distinto tipo.

Los Servicios Digitales son una combinación de servicios de telecomunicaciones y de procesamiento de datos (más conocidos como servicios de teleprocesamiento). Se refieren a la búsqueda y el procesamiento de información a distancia, llevados a cabo por medios electrónicos, esto es, por medio de computadoras y redes de telecomunicaciones.

Julio Pérez, Tecnhical Sales Leader CALA-Southern Cone of Alcatel-Lucent, comentó: “El advenimiento de las ciudades digitales representa un salto cualitativo para las comunidades en términos de calidad de vida y acceso más igualitario a los servicios públicos a todo nivel. Especialmente en Latinoamérica, donde las distancias son tan grandes, la ciudad digital desdibuja los límites y barreras geográficas acercando a un espacio común a grupos de individuos otrora fuertemente separado”.

Por su parte, Fernando Sosa, Vicepresidente de Alcatel Lucent para Cono Sur, expresó: “Hablar de ciudades inteligentes es la posibilidad de comenzar a apoyarse en la tecnología para mejorar la calidad de vida de todos sus habitantes. Se trata de dinamizar la economía, de lograr que esas ciudades estén más preparadas y sean promotoras de desarrollo y de aumentar la eficiencia y calidad de los servicios”.

Los 100 mil millones de aparatos que se estima que estarán conectados a Internet en 2020 generarán retos de enormes proporciones a los proveedores mundiales del servicio, especialmente en América Latina.

Para lograr esas cifras de crecimiento, los operadores deberán garantizar estrategias confiables que posibiliten superar los eventuales contratiempos. Los principales obstáculos se alojan en los sistemas de telecomunicaciones de las empresas, tras la creciente exigencia de los usuarios de una mayor conectividad y un acceso sencillo a su información sin importar su ubicación geográfica y a costos accesibles.

América Latina es la región que más crece en uso de equipos conectados y de las que más están demandando soluciones, como las de vídeo que exigen aún más a las redes. En este contexto, el desafío es cada vez mayor para la región, lo que obliga, según Sosa, a asegurar que las redes, la tecnología y las soluciones de comunicaciones sean lo suficientemente robustas, escalables y dinámicas para enfrentar” el crecimiento de las conexiones.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO