COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Ramón tiene 30 años y muchas deudas. Su trabajo de gerente de marketing apenas le alcanzaba para pagar los altos intereses en su tarjeta de crédito y las tasas de un crédito personal, “y además llegó la pandemia con una reducción de sueldo”, señala Ramón. Hipotecar la casa de su madre a través de la plataforma Smart Lending fue su solución.

“El crédito me ayudó a unificar mis pagos y reduje a la mitad lo que pagaba mensualmente, por lo que ahora tengo más liquidez para cualquier emergencia”, explica el joven, que primero intentó en tres bancos pero la lentitud, la dificultad en los trámites y las condiciones desfavorables lo llevaron a buscar otra opción.

Fintech ayuda al financiamiento de las MiPyMES

Pagando, primer neobanco mexicano que juega en Primera División

PayPal celebra una década en México y te invita a ser parte de la celebración

Entre marzo y junio, las aprobaciones para créditos de liquidez aumentaron 50% en comparación al trimestre anterior de diciembre a febrero en Smart Lending, la plataforma en la que conoces el posible monto de crédito de liquidez o hipotecario al cual puedes acceder en tres minutos.

El de Ramón es apenas uno de los tantos casos de personas que buscaron refinanciar deudas en plena pandemia para tener tranquilidad ante la incertidumbre. Julián, licenciado en sistemas con más de 30 años de experiencia, es otro ejemplo: “Lo necesitaba para recapitalizarme, pagar diferentes deudas y otras necesidades que surgieron en la cuarentena. Al concentrar toda tu deuda en un solo pago, es más sencillo de manejar porque me da la calma para enfocar mejor mi estrategia de liquidación”, añade.

Creada en 2017, Smart Lending ofrece préstamos que van desde los 200 mil pesos hasta 7 millones de pesos, con plazos hasta los 15 años y tasas fijas desde el 16%. El fondeo se entrega en menos de 10 días y todo se hace en línea, para mayor comodidad de las nuevas generaciones y algo especialmente valioso en la actualidad por Covid-19. De cualquier forma, si no te sientes tan cómodo o no tienes tanta confianza en la tecnología y requieres de atención personalizada, Smart Lending pone a tu disposición un asesor personal que te ayudará a resolver todas tus dudas.

Así como aumentaron las aprobaciones, también aumentaron las solicitudes. Abril fue el mes con más actividad en Smart Lending, con alrededor de 15 trámites diarios. Solo 25% de las solicitudes fueron aprobadas.

Una de ellas fue la de Samuel, que ha tenido fortuna en la pandemia porque trabaja en una empresa de cuidados a domicilio. “Desde antes de la cuarentena pensé en refinanciar varios créditos y ahora estoy pagando menos. Primero busqué en un banco, pero la tasa y las citas presenciales no me convenían, por lo que busqué en San Google y encontré Smart Lending”, cuenta Samuel, que hizo el trámite también en otra financiera digital pero escapó cuando le pidieron adelantos.

Julián, de 45 años, también se benefició de un crédito de liquidez para impulsar su negocio. Los meses de confinamiento lo dejaron sin ingresos y necesitaba invertir para el segundo semestre del año. La hipoteca, para él, fue mucho más ventajosa que créditos a pymes o personales.

“Un inmueble es para usarse, por dentro y por fuera, como financiamiento. El crédito de liquidez tiene las ventajas de que no pierdes tu inmueble mientras pagas y que son créditos a largo plazo, por lo que puedes planear con tranquilidad los pagos” explica.

En julio y agosto las solicitudes han bajado, pero se mantienen muy por encima del último trimestre de 2019. Para muchos usuarios, la atención personalizada de forma digital, la facilidad para cargar documentos y la sencillez para lograr aprobaciones sin salir de casa fueron las principales ventajas de Smart Lending, además de los buenos comentarios online y las tasas competitivas, mejores que las de la mayoría de los bancos.

En lo que va de 2020, el promedio solicitado por los usuarios de la plataforma supera el millón de pesos, mientras que el promedio de aprobación se acerca a los 1.8 millones de pesos. Smart Lending, que quiere facilitar el acceso a créditos de liquidez o para comprar casa, confía en aumentar las cifras en los siguientes meses para llevar tranquilidad a los mexicanos en uno de los años más difíciles de la historia.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO