COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

(Chile) La Corte Suprema ratificó la sanción contra la empresa de telefonía Movistar acusada de abusar su posición dominante en el mercado de banda ancha, con lo que deberá pagar una multa de 4.6 millones de dólares.

Con esta resolución, puso fin al recurso de reclamación presentado por una empresa en contra de la resolución del Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC), que fue quien la sancionó con una multa de 5.000 Unidades Tributarias Anuales (UTA), equivalentes a más $2.258 millones.

La presentación ante el TDLC la realizó la proveedora de telefonía IP Voissnet S.A., que reclamó que la venta realizada por Movistar S.A. de servicios de banda ancha "atada" a los servicios de telefonía de red fija atentaba contra la libre competencia.

En ambas instancias se determina que Movistar S.A. hizo abuso de posición dominante al realizar las ventas atadas de servicios.

El fallo además ordena a Movistar comercializar un servicio de banda ancha "naked" o "desnuda" y no sólo en paquetes ligados a la telefonía fija, ya que se está haciendo abuso de posición dominante en el mercado y perjudicando la telefonía IP.

La Corte explicó en su fallo: “La telefonía por Internet tiene costos más bajos y otras ventajas sobre la telefonía tradicional. Sin embargo, no podrá llegar a ser una alternativa real y conveniente para los usuarios si resulta más costosa la banda ancha sola que el paquete de banda ancha con telefonía tradicional, atendida la distorsión de precios impuesta por Movistar en su condición titular de la mayor infraestructura sobre la cual puede prestarse, pues consta que contratar sólo el producto banda ancha es siempre más caro que contratar el mismo producto más telefonía”.
 

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO