COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

N26 ha habilitado una nueva función que permite a sus clientes añadir una versión digital de su tarjeta a su ‘monedero’ móvil, para empezar a usar inmediatamente la cuenta antes de recibir la tarjeta física.

El banco móvil ha detallado que el objetivo de esta función es ayudar fundamentalmente a las personas en situación de aislamiento o en áreas donde los servicios postales puedan verse afectados por el coronavirus Covid-19.

Así, en el entorno actual en el que la mayoría de las personas están aisladas en sus casas para cumplir con la cuarentena impuesta por las autoridades, se podrán realizar operaciones bancarias de forma inmediata y sin salir de casa, nada más abrir su cuenta, sin tener que esperar a la entrega de la tarjeta física.

Tras el primer ingreso, los clientes podrán activar su tarjeta N26 y empezar a usar la cuenta a través del wallet de Apple Pay o Google Pay de sus móviles, con un gasto diario máximo de hasta 200 euros.

Esta nueva función digital, que estará disponible durante 30 días desde la creación de la tarjeta en el monedero virtual, podrá usarse para todos los pagos en establecimientos y comercio electrónico. La retirada de efectivo en cajeros automáticos será la única restricción de esta funcionalidad.

“Ante el agravamiento de la crisis del Covid-19, hemos observado durante las últimas semanas un aumento de la demanda de soluciones de pago a través del móvil”, ha indicado la directora general de producto de N26, Georgina Smallwood.

Además, el banco ha explicado que esta función también resulta de ayuda en situaciones críticas como la pérdida o el robo de una tarjeta, especialmente durante desplazamientos o en el extranjero, y garantiza que los clientes puedan seguir pagando con su cuenta.

El cliente solamente tendría que bloquear su tarjeta actual y solicitar una nueva, todo a través de la aplicación, para seguir usando su cuenta a través de su monedero digital.

Recientemente, el banco móvil informó que la retirada de efectivo en cajeros cayó un 68% en España durante el mes de marzo, periodo marcado por la declaración del estado de alarma en el país y la aprobación de medidas de confinamiento.

La entidad hizo públicos estos datos con los que pretende detectar y estudiar cambios en las preferencias de consumo y gasto provocados por las medidas de confinamiento anunciadas en todos los países para luchar contra el coronavirus Covid-19.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO