COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El cambio climático no solo trae como problemas lluvias intensas, derretimiento de los polos, calentamiento global, sino también aparición de enfermedades nuevas para las cuales, a veces, no estamos preparados.

La aparición del Angiostrongylus cantonensis, más conocido como el gusano de los pulmones de la rata en los Estados Unidos, es un ejemplo de esto. El nombre se debe al origen de este parásito. Comienza su ciclo de vida en una rata, a la que le provoca una infección en los pulmones, la sangre y el cerebro. Los roedores defecan larvas del gusano, que son comidas por caracoles, gambas de agua dulce o ranas, que luego nosotros comemos.

Los investigadores de la Universidad de Florida han encontrado evidencia de este gusano en varios condados de la zona norte de este estado. Los autores del estudio dicen que “la capacidad de este nematodo históricamente subtropical para prosperar en un clima más templado es alarmante”, y expresaron su preocupación por el cambio climático en relación con la propagación del parásito.

La infección puede ser difícil de diagnosticar y para prevenirla, las autoridades sanitarias sugieren no ingerir camarones, cangrejos, caracoles, ranas y verduras potencialmente contaminadas, o, en su defecto si se comen crudas, lavarlas a conciencia, hoja por hoja.

El cuerpo humano es un “huésped accidental”. Una vez dentro del cuerpo normalmente el gusano muere, pero algunos desarrollan una reacción inmune en el cuerpo, causando una meningitis eosinofílica,  la cual dura por lo general entre 2-8 semanas. Los afectados presentan síntomas de meningitis bacteriana, como náuseas, vómitos, rigidez del cuello y dolores de cabeza severos.

Según el CDC (centro para el control y la prevención de enfermedades de USA.) la mayoría de las infecciones se resuelven con el tiempo y sin tratamiento específico ya que el parásito termina muriendo en el cuerpo humano. El problema comienza cuando no es diagnosticada ya que el enfermo puede entrar en coma y morir.

El cambio climático conlleva trastornos no solo ecológicos, sino también en la salud de la sociedad, por lo cual deberíamos ser más concientes y actuar más efectivamente sobre el mismo.

 

 

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO