Tesla Model 3
COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El año pasado, cerca de uno de cada 150 autos vendidos en EEUU tenía enchufe y batería. Sin embargo, la adopción masiva de vehículos eléctricos llegará más rápido de lo que la gente cree. En parte, porque los autos eléctricos son dispositivos tecnológicos (gadgets) y el cambio tecnológico es veloz.

El gran salto para los autos eléctricos serán las baterías. En la actualidad, un vehículo eléctrico cuesta US$ 30.000 y cuenta con una autonomía de unos 150 kilómetros con una sola carga. En un año se duplicará ese rango por apenas un poco más dinero. Por ejemplo, Tesla Motors promete su Model 3 a US$ 35.000 con más de 300 kilómetros de autonomía eléctrica. En comparación, el coche medio nuevo en los EE.UU. hoy en día se vende por alrededor de US$ 33.000.

Pero Tesla no es  el único. Para fin de año, Chevrolet lanzará su modelo Bolt EV a US$ 37.500 y con autonomía de más de 300 kilómetros. Esa distancia pareciera ser la nueva meta para eliminar la “ansiedad del alcance”, el miedo a que un vehículo electrónico no llegue a un punto de nueva recarga.

Chevrolet Bolt EV
Chevrolet Bolt EV

Y es solo el comienzo. De acuerdo con The Wall Street Journal, ChargePoint, el mayor fabricante mundial de estaciones de recarga de automóviles eléctricos entabló conversaciones con la mayoría de las empresas importantes de coches quienes, según la compañía tienen planes de electrificar todo.

Los híbridos primero

En el corto plazo, los autos híbridos se impondrán, es decir, aquellos que poseen tanto motor a gasolina como eléctrico. Hace sentido: la mayoría de los nuevos vehículos eléctricos cuentan con autonomía suficiente para ir del hogar al trabajo y volver a casa, de acuerdo con el promedio estadounidense. Así, cada coche híbrido es efectivamente un auto eléctrico que lleva un “plus” de gasolina por las dudas. Estos vehículos ayudarán a electrificar a una gran parte de los millones de conductores estadounidenses.

La competencia entre autos híbridos y eléctricos será intensa, lo cual llevará los precios a la baja.  Volkswagen asegura que todos sus modelos serán híbridos para 2025. BMW tiene el mismo objetivo. Hyundai Motor, por su parte, promete ocho modelos híbridos para 2020, además de dos modelos enteramente eléctricos. Antes de fin de año, Toyota duplicará el alcance de su híbrido Prius.

Donde enchufar los autos

Otra tendencia que se percibe en EEUU consiste en la proliferación de estaciones de recarga. ChargePoint cuenta con 30.000 estaciones en su red. En comparación, hay cerca de 90.000 estaciones de servicio de acceso público en los Estados Unidos, de acuerdo con Gasoline & Automotive Services Dealers of America.

carga auto electrico

El número de estaciones de recarga eléctrica crece velozmente, en parte porque son relativamente económicas –entre US$ 3.000 y US$ 7.500 por punto de abastecimiento, dependiendo de su ubicación. Si se ubican cerca o mismo dentro de determinados negocios pueden atraer clientes, a quienes se pueden retener por más tiempo.

Por ejemplo, Hy-Vee, una cadena de 241 tiendas de comestibles en ocho estados del medio oeste, instala estaciones de recarga en todas sus nuevas ubicaciones; tiene cuatro cargadores en cada una de sus 42 tiendas. Los tiempos de carga para coches eléctricos varían ampliamente, dependiendo de la estación y la marca del vehículo, pero por lo general toma entre 30 minutos y una hora para conseguir una carga decente. Ese es más o menos el tiempo que un conductor requiere para obtener una comida en las tiendas.

La tendencia no se detiene

Sería iluso pensar que los conductores pasarán a autos eléctricos tan rápido como el cambio de paradigma que vivieron los celulares con la aparición de los smartphones. En promedio, los estadounidenses mantienen su vehículo por 11 años. Para la mayoría de la gente, cuando tengan que adquirir un nuevo auto habrá una amplia gama de coches híbridos y eléctricos a precios comparables con los de motores de combustión eléctrica. A su vez, estos nuevos autos conllevarán ahorros en gasolina y mantenimiento, ya que los vehículos eléctricos tienen menos partes móviles en sus motores.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO