COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Abrintel denunció que las trabas burocráticas de los municipios para habilitar la instalación de antenas podrían llevar a un colapso de las redes.

El representante de la Asociación Brasileña de Infraestructura para Telecomunicaciones (Abrintel), André Machado, señaló que la actual regulación para la instalación de antenas presenta dificultades de ejecución y complica el desarrollo del sistema, lo cual podría llevar a un colapso de las redes.

El crecimiento de torres celulares entre 1993 y 2000 fue de 50.000 unidades. Pero en los últimos cinco años se instalaron 25.000 sitios que son alquilados o vendidos a los operadores.

Las expresiones de Machado fueron respaldadas por el presidente de SindiTelebrasil, Eduardo Levy, que también criticó la legislación que permite a los municipios decidir sobre la instalación de antenas.

Una de las soluciones podría ser las redes heterogéneas (hetnets), según Machado. Estos tendidos mezclan macro células y micro células, insertadas en redes móviles, en conjunto con WiFi. De esa manera se pueden resolver los problemas de tráfico de las grandes ciudades. Se estima que en un futuro, por cada diez torres existirán 100 células pequeñas (small cells).

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO