COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

En un lustro, el banco español Sabadell  logró hacerse de 3% de la cuota de mercado en materia de crédito a corporativos. Esto lo coloca en la décima posición, entre las 51 instituciones que cuentan con licencia de banca múltiple en el país.

Es un gran avance para un banco que no tiene sucursales, cuya cuenta disponible para personas físicas se abre en línea y que no planea establecer instalaciones en el futuro. Y es que el plato fuerte para este banco está en el segmento de banca personal.

Durante 2019, el banco colocó 25,442 millones de pesos (mdp) en créditos y se posicionó como la institución con más transacciones del ranking IJ Global 2019 Renewables, Power Oil&Gas. Este año, sin embargo, trae un nuevo objetivo: crecer ampliamente en el negocio enfocado a personas físicas. 

VeriTran se une a Mambu para ofrecer experiencias financieras digitales en tiempo récord

El incremento de la oferta digital seduce al cliente bancario

Rebanking se une a Iúnigo para brindar seguros a sus clientes

“Hemos estado muy centrados en desarrollar nuestro negocio empresarial. Esto te drena tiempo y recursos. Para nosotros, era importante consolidarnos como un jugador relevante en el mundo empresarial. Con este 3% de cuota de mercado, ya empezamos a pintar más con las métricas.

Esto nos lleva a lanzar más productos y capacidades para personas físicas. No nos queríamos precipitar, sino asegurar una gran experiencia a los usuarios”, dice Francesc Noguera, director general de Banco Sabadell México.

Hoy, Sabadell tiene un plan para aumentar exponencialmente el número de clientes en su división de productos para personas físicas, cuya cifra actualmente, es de 13,000 cuentas.

“No vamos a competir con las mismas herramientas que los bancos tradicionales, porque ahí estamos en desventaja; somos un banco nuevo y sin sucursales, y nos interesa incrementar mucho la oferta de valor en lo digital.

El año 2019 nos ha servido para entender muy bien qué es lo que queríamos y 2020 es un año de ejecución. Vas a empezar a ver avances en [la obtención de mercado de] personas físicas”.

El banco cuenta con alrededor de 100 personas en su área de Desarrollo e Innovación Digital, la cual ha estado buscando propuestas de valor para los clientes que hoy son su objetivo: personas de clase media con capacidad de ahorro.

En 2018, lanzó su cuenta de ahorro para personas físicas, disponible a través de la aplicación. Ésta ofrecía un rendimiento anual de 4%, con opción de contratar un pagaré con plazos de siete días a un año.

Vanesa Robles, CMO de Sabadell, afirma que los primeros clientes caen en un perfil de personas de entre 30 y 40 años.

“La base de 13,000 clientes está en zonas urbanas, principalmente de la Ciudad de México, Guadalajara y Monterrey. Son personas de perfil adquisitivo medio alto, porque el producto es una app de ahorro y pagaré, con lo cual deben tener capacidad y unos ingresos que les puedan permitir ahorrar. Tenemos un posicionamiento del banco como un segundo banco donde pueden ver como su dinero va creciendo de forma muy orgánica, muy natural”, detalla Robles.

La ejecutiva explica que este primer producto ha funcionado como una brújula para los próximos pasos a seguir en el segmento de personas físicas.

Es por ello que, a partir de este mes, Sabadell tendrá disponible una tarjeta de débito asociada a la cuenta, con la que podrán hacerse pagos físicos en terminales punto de venta, además de que tendrá SPEI abierto (se podrán hacer transferencias a múltiples bancos), habrá corresponsalías y se lanzarán los primeros productos de crédito.

Alianzas con fintech

La clave de Sabadell será sacar provecho a su licencia de banca múltiple. En junio, el banco español echará a andar un modelo de negocios B2B2C. Dicho de otra forma: empezará a colocar productos a través de aliados, como cadenas de supermercados, apps de consumo y empresas fintech.

Se trata de un modelo denominado “Banking as a Service”, que aprovecha la base de clientes de los socios.

Francesc Noguera afirma que el potencial es de centenares de miles de usuarios, quienes podrían enrolarse como clientes de productos Sabadell en poco tiempo.

“Estamos innovando. [Nuestro plan] es completamente disruptivo y, si somos capa- ces de que se consolide bien, la adquisición de clientes puede ser muy poderosa, porque [éstos] ya existen; no son nuestros: son del partner, pero ya existen. Hay [algunos] que parecen evidentes; hemos empezado con una fintech, pero no era lo más evidente para nosotros”.

Fintonic será la app con la que tengan la primera alianza; se trata de un personal finance manager, una plataforma para reunir en un mismo espacio todas las transacciones de tarjetas y poder generar un presupuesto. Actualmente, la startup, también de origen español, cuenta con más de 2.8 millones de descargas a nivel global y está valuada en 160 millones de euros (mde).

“Ellos, como no tienen una licencia bancaria, ofrecen una serie de productos que no son típicas cuentas bancarias; pero, una cosa que están haciendo bien es una gran experiencia de usuario. Pero no pueden ofrecer productos bancarios. La concesión con nosotros es que ellos van a estar ofreciendo productos bancarios a sus clientes”. 

La plataforma tecnológica de Sabadell se enlazará directamente con sus socios y no hay triangulación, donde el banco deba intervenir por separado.

Sabadell planea establecer acuerdos con retailers, compañías de telecomunicaciones, con empresas de seguros, de transporte, etcétera.

“En este mundo, donde están los clientes, las personas físicas interactúan con estas empresas cada día, no con un banco”, afirma.

Francesc Noguera explica que el desarrollo de los productos bancarios persigue una lógica similar a las empresas más grandes de tecnología.

“Hay que superar paradigmas. Para una persona física, el mejor servicio es el autoservicio. Por ejemplo, Uber: Te bajas la app, le metes la tarjeta y la empiezas a usar; Amazon, lo mismo; Airbnb… Hay muchos ejemplos de muchos sectores con una experiencia del cliente positiva, sin que tengas que interacturar con una persona.

Nuestra apuesta es que puedas operar 100% a través del móvil. Si, en algún momento, tienes un problema, hay un call center; pero sería algo marginal: nadie llama a Uber o Amazon, cuando funciona bien”. 

Sabadell se convirtió, en abril de 2018, en el primer banco en formar parte de la asociación Fintech México.

“El objetivo es llegar a acuerdos con ellos, no competir. Hemos entendido el modelo de negocio y dónde está el complemento; nos vemos como partners. Para las fintech, el anaquel de productos es limitado. En muchos casos, ellos tienen una base de clientes con buena experiencia de usuarios; nosotros tenemos una licencia bancaria y estamos sujetos a regulación. Somos un attacker: tenemos que robar cuota de mercado”. 

Para Leopoldo Figueroa, catedrático en Negocios de la EBC, hay dos retos principales en los negocios de banca por internet: la cobertura y la seguridad.

De acuerdo con la última Encuesta Nacional de Inclusión Financiera, de Inegi, sólo 22% de las personas con cuenta en un banco o institución financiera tienen contratado el servicio de banca por celular. 

El principal motivo para no contratar el servicio de banca por celular es que se prefiere el uso de otros medios, como la sucursal o el cajero automático.

“Vemos un fenómeno: los bancos por internet se están enfocando en los mismos usuarios de la banca tradicional, muchas veces, porque los usuarios de comunidades apartadas aún no tienen suficiente conectividad”.

En materia de seguridad, Figueroa es enfático en que se requiere una regulación que exija actualizar la tecnología relativa a la protección de sistemas.

“Los mayores riesgos están asociados al hackeo masivo de datos o las fallas en sistemas. La regulación avanza… pero también las prácticas de los criminales”, advierte.

El futuro para México

El ceo de Sabadell México lo afirma con orgullo: En cinco años, el banco pasó de representar un cero para la matriz española, a ya figurar hoy en las hojas de balance.

“México, hace cinco años, no existía. Hoy, Sabadell, a nivel global, tiene más de 200,000 mdp en activos; es un banco realmente grande. México ha pasado de pintar cero, a ser un 5% de la operación”.

En el plano corporativo, el banco Sabadell cuenta con alrededor de 2,000 clientes de este rubro. Se trata, en todos los casos, de empresas que rebasan los 200 mdp en su facturación anual.

En ese frente, el banco espera lanzar nuevos productos y desarrollar otras capacidades, como lo son operaciones con derivados, opciones de servicios fiduciarios y arrendamientos, entre otros.

La cartera total de esta institución banca- ria alcanza cerca de 80,000 mdp y la meta es incrementar en al menos 10% la colocación durante este 2020.

México sigue teniendo los ingredientes que necesitamos: es una economía grande, poco bancarizada y estable”, concluye, con optimismo, Francesc Noguera.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO