COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Después de sus fracasos en apuestas a tecnologías como CDMA y WiMAX, Samsung ve en 5G una nueva oportunidad para posicionarse como proveedor de infraestructura de redes y disputarle mercado a Huawei, Nokia y Ericsson, los tres mayores vendors a escala mundial. Los planes de la empresa prevén ingresos por US$ 8.600 millones del negocio de redes para 2022.

El mercado estadounidense está en la mira de la empresa surcoreana. Es que allí, se prevé, tendrán lugar los mayores desarrollos de red. La FCC ya anunció que 5G debe ser una prioridad para Estados Unidos, con el fin de mantener el liderazgo que el país logró con 4G.

En febrero de este año, Samsung comenzó pruebas de campo con Verizon para avanzar en 5G, otras firmas que trabajan con el operador incluyen a Nokia, Ericsson, Qualcomm e Intel Corp.

Aunque aún no hay un estándar definido para 5G (será a fin de 2019 o principios de 2020), Samsung comenzará con ventas de equipamiento de radio bases y receptores en hogares para conexiones fijas inalámbricas, de acuerdo con Reuters.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO