Helder Cochofel, CTO de WND Brasil, Guillaume Leblanc, CTO WND Colobia y Daniel Guevara, CTO IoTNet Mèxico
COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El proveedor de servicios de comunicación dedicada a Internet de las Cosas planea inversiones de US$ 50 millones en tres años para extender su presencia en la región a un total de diez países. En la actualidad presta servicios en Brasil, Colombia y México, por medio de WND, su partner regional. Entre los mercados a los que piensa ingresar Sigfox el año próximo figuran Argentina, Chile y Perú.

Sigfox, una red global dedicada a Internet de las Cosas (IoT), se encuentra en 24 países de Europa, EEUU, América Latina, Medio Oriente y Asia.

La compañía propone conectividad por medio de LPWA (Los Power Wide Area), una tecnología que ofrece muy bajo consumo y amplia cobertura. En la actualidad, Sigfox conecta más de ocho millones de dispositivos a escala global.

La firma, de origen francés, es respaldada por operadores como Telefónica, SK Telekom y NTT Docomo. Entre los inversores también figuran Intel Capital, Samsung y Air Liquide. Sigfox recibió inversiones iniciales por US$ 15 millones.

Las actividades actuales de la compañía en América Latina se concentran en Brasil, Colombia y México. En esos países se encuentra en una fase de demostraciones tecnológicas y de evangelización. De acuerdo con ejecutivos de WND, partner regional de la compañía, existen varios sectores interesados –mayormente utilities- y con pruebas en curso.

La propuesta tecnológica se basa en tres pilares: red planetaria; eficiencia energética (los sensores funcionan con muy baja necesidad de baterías) y costos bajos. En una comparación, Jean-Christophe de Coster, Deploymen Manager para América Latina de Sigfox, explicó que el costo mensual para conexiones M2M en redes 3G puede ser de entre uno y dos dólares, mientras que en la red de Sigfox ese precio puede ser anual.

La empresa utiliza espectro de libre uso (902-928 MHz) aunque dependiendo de la limpieza de la banda puede optar por la parte alta o baja de la misma.

Varios estándares tecnológicos se enfocan en IoT. Los operadores móviles consideran que Internet de las Cosas puede despertar una nueva fase de crecimiento para el sector. En ese sentido, LTE de banda angosta (NB-IoT) se posiciona como una alternativa viable para los jugadores con espectro. Al respecto, desde Sigfox indicaron que su tecnología apunta a segmentos de mercado que no requieren de grandes capacidades de transmisión de datos, por lo que consideran que su propuesta y la futura de los operadores móviles puede ser complementaria.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

2 COMENTARIOS

DEJAR UN COMENTARIO