COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Tencent, la empresa propietaria de WeChat y uno de los tres gigantes tecnológicos más importantes de China, destaca en un reciente libro blanco técnico sobre sus planes relacionados con la inteligencia artificial (IA), traducido por los profesores chinos Jeffrey Ding y Caroline Meinhardt, que la tecnología deepfake “no trata solo de falsificar y engañar, sino que es una tecnología muy creativa e innovadora”. Además, insta a los reguladores a “ser prudentes” y a no tomar medidas drásticas que eviten sus posibles beneficios para la sociedad.

Los deepfakes llegan al cine de la mano de Disney

Google trabaja en tatuajes inteligentes

Crean una piel para que los robots puedan sentir el mundo

Los ejemplos: Tencent enumeró cinco ejemplos de lo que considera aplicaciones beneficiosas de la tecnología deepfake que ya existen hoy en día o podrían existir dentro de poco:

  • Para mejorar la producción de cine y televisión. Esta tecnología ya se ha utilizado para permitir que los actores fallecidos aparezcan en nuevas películas, como Fast and Furious 7, y podría desarrollarse aún más para recrear dobles que realicen las acrobacias. También se podría utilizar para generar automáticamente las voces en off en diferentes idiomas con el fin de aumentar la distribución global de películas.
  • Para personalizar el entretenimiento. Como demostró la aplicación viral Zao el año pasado, la tecnología deepfake se puede usar para cambiar la cara de los usuarios en películas o videojuegos, lo que podría crear un nuevo género de entretenimiento hiperpersonalizado.
  • Para mejorar el comercio electrónico. La tecnología ya se está utilizando para generar modelos virtuales de diferentes tipos de cuerpo y razas, así como para permitir que los usuarios se prueben digitalmente la ropa y disfruten de una experiencia de compra online más interactiva.

Inditex salta con Zara a la realidad virtual con un piloto en 120 ...

  • Para crear avatares virtuales realistas. La tecnología ya se ha utilizado para generar humanos digitales tridimensionales que actúen como estrellas del pop virtuales y presentadores de televisión, así como para llevar algunos personajes históricos a la realidad virtual. También se podría combinar con la visión artificial y la comprensión del lenguaje natural para crear asistentes digitales inteligentes capaces de realizar interacciones naturales.
  • Para ayudar a los pacientes. Por último, la tecnología ha mostrado su potencial para ayudar a los afectados por algunas enfermedades crónicas. Por ejemplo, ha permitido que las personas que han perdido la voz a causa de la enfermedad de esclerosis lateral amiotrófica (ELA) se comuniquen mediante deepfake.

Avances

Tencent afirma que ya está trabajando para lograr avances en algunas de estas aplicaciones. Es probable que esto anime a sus competidores a hacer lo mismo si aún no lo han hecho e influirá en la dirección de las start-ups chinas que quieran ser adquiridas por otras. Como miembro del “equipo nacional de IA” de China, que el Gobierno creó como parte de su estrategia general sobre la materia, la empresa también tiene una influencia importante entre los reguladores que quieren ayudar a fomentar el crecimiento de la industria.

Preocupaciones

La compañía reconoce que la tecnología deepfake puede provocar daños, especialmente en su uso para cambiar el rostro de las personas en pornografía. Pero la empresa es muy optimista de que “no derribará las verdades de la sociedad, y mucho menos representará una amenaza para el orden mundial”. Obviamente, esto es fácil de decir para una empresa que se beneficiará significativamente de la comercialización de esta tecnología.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO