COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Los datos de los más de 130 millones de usuarios que iCloud tiene en China se almacenarán en una división de la empresa estatal China Telecom, lo que suscita temores ante la posibilidad de que el gobierno de la República Popular acceda a la información, que incluye correos electrónicos y mensajes de texto.

TechCrunch informa de que Tianyi, una división de China Telecom especializada en la nube, se encargará de almacenar los datos de iCloud. Hasta ahora, dicho almacenamiento corría a cargo de Guizhou-Cloud Big Data Industry, una operadora y desarrolladora de centros de datos respaldada por el gobierno chino con la que Apple se asoció en 2017, después de que las autoridades del país le exigieran que almacenara sus datos en servidores locales.

También según TechCrunch, cuando las claves de cifrado de los usuarios chinos se almacenaban en los Estados Unidos, las autoridades tenían que someterse al sistema legal estadounidense para acceder a los datos, pero ahora China Telecom se encargará de custodiarlas y las peticiones de acceso pasarán por los tribunales chinos.

La web de noticias citada observa que los usuarios chinos pueden evitar el almacenamiento de sus datos en el país si seleccionan su cuenta de iCloud en otro estado.

En julio de 2017, Apple anunció su intención de instalar un primer centro de datos en China, a fin de que los usuarios locales pudieran acceder con mayor rapidez a servicios como el iCloud y ajustarse a la nueva ley de ciberseguridad del país, que exige que las firmas internacionales almacenen la información en el territorio nacional. La polémica legislación china requiere un control estricto de los datos y almacenamiento local por parte de las firmas que trabajan en Internet. Entró en vigor el 1 de junio, porque grupos empresariales extranjeros habían presionado para demorar su aplicación, al considerar que restringía sus actividades.

Tensiones crecientes

La transición al almacenamiento local tiene lugar en un momento de tensiones crecientes entre Washington y Beijing. El gobierno estadounidense contempla la adopción de varias medidas para impedir el uso de equipamiento de Huawei y de otras firmas de telecomunicaciones chinas. Así mismo, algunos cargos políticos también apremian a Google a poner fin a su relación con Huawei, porque entienden que dicha empresa supone un riesgo para la seguridad nacional.

Este mismo mes, un organismo del Departamento de Comercio estadounidense ha recomendado que la FCC [siglas inglesas de la Comisión Federal de Comunicaciones del país] deniegue a China Mobile la licencia para operar en Estados Unidos solicitada por dicha firma, al considerar que plantea un riesgo para la seguridad nacional. China Mobile es la operadora de telefonía móvil con un mayor número de abonados en todo el mundo y pidió dicha autorización en el 2011.

Un informe del citado organismo afirma que “China Mobile es susceptible de explotación, influencia y control por parte del gobierno chino y es probable que acceda a las peticiones efectuadas por dicho gobierno”.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO