COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La startup de fotografía, con sede en Palo Alto, está desarrollando una cámara que comprime la potencia fotográfica de una gran cámara réflex digital (DSLR) y varios objetivos desmontables dentro de un dispositivo del tamaño aproximado de un libro de bolsillo.

La cámara negra y rectangular puede captar imágenes de hasta 52 megapíxeles. A diferencia de la mayoría de las cámaras, que utilizan un sólo objetivo y sensor de imagen, la L16 incorporará 16 módulos de cámara con tres distancias focales distintas  – cinco de 35 milímetros, cinco de 70 milímetros y seis de 150 milímetros. Cada módulo de cámara tendrá un sensor de imagen de 13 megapíxeles. Cada cámara captará su propia imagen desde distintas perspectivas al sacar una foto, y el software las combinará automáticamente para formar una única imagen que imita lo que se conseguiría con el uso de una cámara DSLR con un gran objetivo.

Al respecto, Dave Grannan, cofundador y CEO de Light, dice: “No creemos que el primer día todos vayan a abandonar sus cámaras DSLR y comprar una de estas, pero creemos que existe una gran población de gente que apreciará el tamaño, el coste y el peso reducido”

Meses atrás, la empresa había anunciado que incorporaría sus primeras cámaras, con una resolución de 52 megapíxeles, en smartphones el año que viene mediante un acuerdo con el fabricante de electrónica de contacto Foxconn, que también invirtió una cantidad de dinero no divulgada en la empresa. Según el ejecutivo, aún mantienen esta previsión para finales del año que viene. Mientras tanto, Light está trabajando en la L16, que utiliza la misma tecnología pero en un dispositivo autónomo.

La cámara se apoya en lo que se conoce como la óptica plegada: cada módulo de cámara se coloca sobre el costado, y la luz entra por una apertura, choca contra un espejo, y se desplaza por el cañón del objetivo hasta un sensor de imagen. Puesto que los módulos de cámara tienen distintas distancias focales, distintos módulos se dispararán a la vez dependiendo de cuánto se quiera ampliar el sujeto y cómo los espejos dentro de los módulos se muevan para captar la luz.

La L16 incluirá una pantalla (pero no un visor) y una batería que debe durar durante unos 400 disparos. Grannan dice que la cámara empleará una versión modificada de Android como sistema operativo, y podrá conectarse a redes wifi para compartir las fotos. ¿Se acostumbrarán los amantes de la fotografía a este formato?

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO