Elon Musk
COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La historia de Elon Musk y sus tuits es harto conocida, respaldándose en sus 44 millones de seguidores en Twitter, puede lograr en segundos hacer explotar el mercado financiero.

Hoy decidió cambiar la descripción breve de su cuenta en Twitter y dejo en ella una sola palabra: “#bitcoin”, con la que pareció mostrar su apoyo a la criptomoneda.

El efecto fue inmediato y en solo una hora el valor de un bitcoin se disparó u$s5.000 hasta los u$s37.000Lo siguió Jack Dorsey, el cofundador de Twitter: más impacto aún.

Ver más: ¿Por qué los comerciantes deberían considerar a Bitcoin?

Este salto en la moneda le ha permitido recuperar parte de lo perdido en los últimos días. A pesar de haber tenido unos meses fantásticos, en los que llegó a revalorizarse más de 6 veces desde marzo de 2020 hasta enero, en las últimas semanas, la moneda estaba teniendo problemas para continuar su tendencia alcista e incluso ha llegado a corregir un 30% desde el máximo histórico en los 42.000 dólares.

“‘En retrospectiva, esto era inviable’, tuiteó Musk hace horas sobre bitcoin. La idea detrás del mundo cripto es muy parecida a lo que piensa él para sus negocios, para sus propuestas de valor: mundos descentralizados, revolución y cambio de statu quo. Es como si dijera ‘ya está, esto es cosa seria’. Musk viene coqueteando con el tema desde hace mucho; Dorsey, también”, reflexionó Rodolfo Andragnes, presidente de la fundación Bitcoin Argentina.

Ver más: Elon Musk destronó a Jeff Bezos

No es la primera vez que genera este efecto. Musk es el principal protagonista en la guerra entre los grandes fondos de cobertura de Wall Street y los apostadores anónimos agrupados en Reddit. Musk tuiteó ”Gamestonk!!”, junto con un enlace del foro online Wallstreetbets de Reddit y el precio de la acción GameStop Corp, una empresa de venta de videojuegos al borde de la quiebra se multiplicó por veinte en menos de un mes.

Detrás de Reddit hay cientos de miles de pequeños inversores que buscan torcerles el brazo a los hedge funds a través de una aplicación llamada Robin Hood, que permite comprar y vender acciones desde el celular. El “short selling“, o vender en corto, una táctica permitida en Wall Street, implica “alquilar” una acción por pocos días y en ese lapso venderla en el mercado para después volver a comprarla.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO