COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La empresa BlueDot apenas es conocida, pero está ayudando a salvar vidas por todo el mundo a través del análisis de datos masivos. Dispone de varios productos de software que son capaces de anticiparse a los datos oficiales sobre epidemias. Algo que en el caso de ciertos gobiernos, reticentes a dar información precisa como el de China, puede ser vital para que una epidemia no se expanda y se transforme en pandemia.

De hecho, las autoridades chinas desde un primer momento prometieron castigos para los que difundieran datos no oficiales sobre el virus. Como la cantidad de personas que podrían estar enfermas o haber fallecido. Pero no sólo el Gobierno de China usa estas prácticas. Por lo general para mantener la calma de la población las autoridades de varios países tienden a ser conservadoras a la hora de informar sobre la peligrosidad de algunas enfermedades contagiosas.

Ahí es dónde entran sistemas de inteligencia artificial como el de BlueDot. Como informan en Wired, se detectó un posible foco de infección del virus de Wuhan el 31 de diciembre. El software de esta empresa se basa en el análisis de múltiples fuentes de datos en internet. Como informaciones de medios de comunicación, datos oficiales, bases de datos sobre enfermedades de animales o plantas e incluso comentarios vertidos en foros. Aunque no rastrea las redes sociales por mostrar información demasiado caótica.

BlueDot también acertó, a partir de los datos de tráfico de personas por avión, hacia dónde se podía propagar el virus en los primeros días: Bangkok, Seúl, Taipei y Tokio. Así que los clientes de esta empresa, normalmente gobiernos o instituciones sanitarias, conocían con días de antelación que algo estaba pasando en Whan. Incluso disponían de información sobre que el brote pudo estar en un mercado de esa ciudad en el que se venden animales sacrificados y vivos.

 

Kamran Khan, especialista en enfermedades infecciosas y fundador de BlueDot, decidió fundar esta empresa en 2004 tras probar otros programas que no cumplieron sus expectativas. Desde entonces este no ha sido su primer logro. Según la empresa ellos lograron predecir seis meses antes el virus Zika que asoló Florida seis meses antes de que se produjera el primer caso.

No es ni mucho menos la única empresa que se dedica a intentar predecir mediante el análisis de grande volúmenes de datos epidemias. Aunque Google hizo desaparecer su servicio de información sobre la gripe basado en búsquedas por países, la tasa de error era demasiado alta, ahora pueden dar un paso importante en el control epidemiológico.

Google compró recientemente la empresa de pulseras de actividad y relojes inteligentes Fitbit. El software de estos productos es capaz de detectar síntomas sobre si estamos contrayendo la gripe, que por supuesto deben ser verificados por servicios médicos. Pero las pulseras de Fibit pueden enviar información valiosa a las autoridades para el control de estos brotes.

Por su alta presencia como sujeto informativo en los medios de comunicación, el coronavirus ha propiciado miles de millones de búsquedas en la web, por lo que un grupo de científicos ha creado un mapa interactivo para rastrear la evolución del virus chino casi en tiempo real.

“En respuesta a esta emergencia de salud pública en curso, desarrollamos un tablero en línea para visualizar y rastrear los casos reportados en una escala de tiempo diaria; el conjunto completo de datos se puede descargar como una hoja de Google”, han explicado desde el Johns Hopkins Center for Systems Science and Engineering (EEUU). Los científicos compilan datos de fuentes como la OMS y las agencias sanitarias chinas.

“El tablero está destinado a proporcionar al público una comprensión de la situación del brote a medida que se desarrolla, con fuentes de datos transparentes”, han añadido en un comunicado.

La codirectora del Centro, Lauren Gardner, ha afirmado que, “para la comunidad investigadora, estos datos serán más valiosos a medida que continuemos recopilándolos con el tiempo”. Todos los datos son fácilmente descargables, aseguró.

Existe también un mapa de Google Maps con información actualizada sobre el coronavirus, que se puede consultar en este enlace.

También Reuters dispone de un mapa informativo que presenta de forma visual datos procedentes de la OMS y de la comisión de salud pública de China.

 

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO