COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La economía mexicana se encamina hacia su peor desastre en los últimos 100 años, ya que enfrentará una caída de su Producto Interno Bruto del 11%, advirtió Guillermo Valdés, socio director de Grupo de Economistas y Asociados (GEA).

El presidente no va a mejorar la economía ni la seguridad; el problema sobre el que pueden incidir es en el de la corrupción en el caso de Emilio ‘N’, por lo que veremos circo en las próximas semanas y probablemente meses”, indicó el también exdirector del Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) -sustituido desde 2018 por el Centro Nacional de Inteligencia (CNI)-.

En entrevista para la Primera Emisión con Luis Cárdenas, Valdés detalló que la encuesta de gobernabilidad de julio 2020 de GEA-ISA muestra un deterioro en la vida de la población, tanto por la crisis sanitaria como por la recesión económica.

AMLO: “Estás conmigo o sos mi enemigo”

Slim abre plataforma para apoyar a las pymes con su ecommerce

La ONU prevé 45 millones más de pobres en América Latina

Ante la pregunta “¿cuál considera que es el principal problema del país?”, casi el 40% dice que el económico, cuando hace tres meses decía que era la inseguridad: “Recogimos el deterioro severo de las condiciones económicas, producto del manejo deficiente del Gobierno tanto de la pandemia, como de la política económica; no ha querido proteger a empresas ni a empleos”.

Respecto a la aprobación del presidente Andrés Manuel López Obrador, mencionó que en junio el 39% de los entrevistado lo aprueba y el 58% lo desaprueba; subrayando que esta situación podría afectar a Morena para refrendar su mayoría en el próximo proceso electoral.

El manejo de la pandemia

México se fue a dormir el martes con la grave noticia de que el país había superado la barrera de los 40.000 fallecidos por COVID-19. Con 127 millones de habitantes, México es el cuarto país con más muertes resultado de la infección con el nuevo coronavirus, por detrás de Estados Unidos, Brasil y Reino Unido. Según los datos oficiales, la Ciudad de México es la entidad más afectada por la pandemia, seguida por los estados de México, Tabasco, Veracruz y Puebla.

Esos son los datos oficiales. Sin embargo, cada vez más evidencias indican que detrás de la tragedia podría esconderse una tragedia aún mayor: que en realidad la infección se haya robado muchas más vidas.

El registro y el reporte de los casos está por debajo de los reales”, afirma Samuel Ponce de León, coordinador de la Comisión COVID-19. “Es un defecto de prácticamente todos los sistemas de vigilancia”, añade el médico infectólogo, “pero particularmente en México tenemos un sistema lleno de defectos”.

Los números no encajan. Según el director regional del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, Luis Felipe López-Calva, que recurre a datos de la revista británica The Economist, a fecha del pasado 6 de julio se presenta una tasa de subregistro de muertes del 78 % en Ciudad de México.

“En México tememos el sistema Centinela de vigilancia epidemiológica, según el cual no se contabilizan todos los casos que hay, sino solamente se hacen pruebas de PCR a aquellos pacientes que están muy graves y al 10 % de aquellas personas que tienen infección respiratoria aguda”, dice a DW Rosa María Wong-Chew, infectóloga de la Universidad Autónoma de México. “Y para que pueda poner en el acta de defunción que alguien falleció por COVID-19”, continúa, “tiene que tener una prueba de PCR positiva”.

¿Cómo podrá saber México entonces, cuando pase todo esto, cuántas vidas le ha costado la pandemia? “En realidad, en México como en el resto de países, la mortalidad la vamos a conocer dentro de un año, cuando podamos conocer bien los datos de mortalidad de estos meses para compararlos con los de 2019”, responde Ponce de León. Es decir, el exceso de mortalidad.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO