COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El 2021 es el año para consolidar la transformación digital que trajo consigo la pandemia, así como el año para seguir desarrollando el avance tecnológico en todas las industrias. La recuperación empresarial y económica con miras a la nueva normalidad llegará a través de los nuevos modelos virtuales, uno de ellos será la tecnología financiera o fintech, industria con el potencial de consolidarse con fuerza en México.

Muchos inversionistas y empresarios, sobre todo pequeños y medianos, están viendo en el mercado fintech nuevas y más accesibles alternativas de crédito y financiamiento en comparación con la oferta de la banca tradicional. Lo que hace un par de años apenas se veía como experimentos de prueba y error, hoy es una realidad que llegó para quedarse. Hoy, la industria fintech en México tiene un panorama de crecimiento, siendo pionera en regulación dentro de América Latina y con usuarios que han aprendido y adoptado las soluciones de este sector.

Ver más: Tecnologías que llevarán a México a aumentar la inclusión financiera

Si bien en materia de regulación el 2020 no permitió un avance mayor en autorizaciones de startups debido a la contingencia y al descontrol generalizado, los retos de este año se centrarán en un mayor levantamiento de capital con el que sean capaces de ofrecer mayor liquidez a muchas de las empresas que aún subsisten, en un menor plazo de tiempo.

“El ecosistema fintech se vuelve más popular a medida que la tecnología transforma a los sectores financieros tradicionales. Gracias a las transacciones más eficientes y un mayor acceso de recursos para la gente, el 2021 será el año de la nueva era, que estará marcada por adopción exponencial por parte del inversionista, un mayor levantamiento de capital y el uso de tecnología más avanzada, como blockchain, analitica de datos y almacenamiento en la nube para crear entornos financieros integrales, seguros y más inteligentes”, anotó Marcelo de Fuentes, CEO de Fundary.

Geografía y dispositivos móviles, herramientas esenciales para el crecimiento fintech 

México es uno de los mejores destinos para el sector fintech en Latinoamérica. Finnovista reporta que la escena tecnológica de México apoyó un crecimiento neto del 18% y un centenar de nuevas empresas fintech en 2018, y que, desde 2016, el ecosistema ha registrado un crecimiento anual promedio del 23% hasta la actualidad, compitiendo regularmente con Brasil como líder regional en generación de estas startups.

Ver más: México: ¿Cuáles son las tendencias en tecnología financiera en 2021?

Además, el uso de aplicaciones financieras ha tenido un despliegue importante durante los últimos dos años. Del 2017 al 2019 tuvo un despegue del 145%, es decir que en 2019 se descargaron 81 millones de apps para los sistemas iOS y Android, esto de acuerdo con el Informe de Aplicaciones Móviles de Finanzas 2020, realizado por Liftoff, Adjust y App Annie.

Adicionalmente, el 63 % de la población mexicana depende del efectivo en lugar de usar una cuenta bancaria, esto según datos de la BMV. Juntando estos factores -el creciente uso de los

dispositivos móviles y la penetración de la banca digital- la industria de la tecnología financiera está mirando de frente hacia un gran espectro de oportunidades.

Espacios financieros integrales

Con todo lo anterior, las empresas fintech también deben renovarse para adaptarse mejor a los cambios positivos de esta era, extendiendo su oferta de créditos, inversiones y financiamiento hacia un espacio de mayor inclusión por medio de nuevas tecnologías en el sector, tales como blockchain para brindar mayor seguridad en las transacciones o inteligencia artificial que facilite más las operaciones financieras y administrativas, convirtiéndose en aliados para la mejor toma de decisiones.

“En Fundary estamos conscientes del panorama favorable para la industria fintech en México este año, es por eso que renovamos nuestra oferta financiera, haciéndola más incluyente y sencilla, valorando la confianza de nuestros clientes; pero, además de eso, buscamos acompañarlos y ayudarlos a organizar su empresa por medio de una combinación de inteligencia y experiencia financiera”, añadió de Fuentes.

De esta manera, la perspectiva del sector fintech luce positivo y con muchos elementos que lo harán escalar a nuevos niveles donde empresas como Fundary pasarán de ser una herramienta de financiamiento para convertirse en una entidad que potencialice un negocio de manera integral, por medio de experiencia y creatividad, siendo un parteaguas en el mundo financiero.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO