COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La aplicación de los servicios financieros está disponible para clientes y no clientes e incluye una tarjeta prepago virtual.

Según el anuncio de la compañía, los usuarios pueden realizar transferencias y depósitos a través de PIX, boleto, TED y DOC. La medida es parte de la consolidación de la estrategia de la marca para ingresar al mercado financiero y también para posicionarse como un hub de servicios digitales.

Vivo Pay es una cuenta totalmente digital que permite realizar operaciones bancarias y transacciones directamente a través de la aplicación.

Ver más: La industria de telecomunicaciones, ¿el aliado más relevante de las fintech

El servicio permite a sus usuarios pagar facturas, enviar y recibir dinero a través de PIX y recargar su teléfono planes. Además, ofrece una tarjeta prepago virtual para compras en línea. Esta iniciativa refuerza la presencia de Vivo en el espacio de servicios financieros continuando como hub de servicios digitales que va más allá de la conectividad», expresó la empresa.

La idea es que, en lugar de un reembolso, los clientes pueden tener hasta 20 GB adicionales para el acceso a Internet como recompensa. En este sentido, al realizar el primer depósito en una cuenta, por ejemplo, el titular de la cuenta gana 2 GB de «cashback». Para la primera compra a través de la tarjeta Vivo Pay, el valor es de 6 GB y así sucesivamente.

El mercado en el que todos quieren estar

El país más grande de Latinoamérica sigue dando grandes pasos en lo relacionado con los servicios financieros. A principios de mes, el Banco Central de Brasil despejó el camino para que WhatsApp le permita a sus usuarios enviar dinero con Visa y Mastercard.

Estos arreglos e instituciones de pago están relacionados con la implementación del programa de pagos vinculado al servicio de mensajería instantánea de WhatsApp (Programa Facebook Pay). Las autorizaciones del Banco Central de Brasil permiten que se utilice para realizar la transferencia de recursos entre sus usuarios.

Ver más: Telefónica se lanza al mercado financiero de Brasil con Vivo Money

Además, Rappi presentó un brazo financiero, en Brasil. El banco digital RappiBank ofrecerá servicios financieros a sus usuarios y socios. La iniciativa representa un cambio en la estrategia seguida hasta ahora, ya que no hubo alianzas con bancos u otras entidades financieras.

Asimismo, este año arrancó la primera de las cuatro fases de la implementación de la banca abierta en Brasil. La puesta en marcha de la banca abierta en el país más grande de América Latina probablemente marque un antes y un después para el resto de las naciones de la Región. Si el cronograma se sigue al pie de la letra, la última y cuarta etapa comenzará el 15 de diciembre de este año cuando el sistema podrá permitir, a través del intercambio de datos, que el usuario tenga acceso a servicios financieros más baratos o más completos que los actuales.

A principios del 2021, el banco digital N26 obtuvo la licencia del Banco Central para operar en Brasil.

N26 es un neobanco pionero alemán cuyo arribo al país sudamericano había sido anunciado en 2019. Casi dos años después de anunciar que llegaría a Brasil, el banco digital alemán finalmente recibió la autorización.

Según Everly EU, además de una cuenta digital, la entidad europea planea ofrecer servicios como crédito personal e inversiones. Bajo el nombre legal N26 Sociedad de Crédito Directo, la operación brasileña del banco tendrá su sede en la ciudad de San Pablo.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO