COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Los radiodifusores competirán en una subasta inversa para obtener una compensación económica a cambio de la devolución del espectro. En esta fase del proceso, los concesionarios de televisión competirán en rondas que irán a la baja, es decir, el monto de las compensaciones va en descenso para balancear la oferta con la demanda.

Según un estudio de Telconomia, empresas como T-Mobile, AT&T, Verizon, Comcast y Dish participarán en una subasta ascendente por el espectro que las televisoras están dispuestas a devolver. La recaudación de este concurso deberá cubrir las compensaciones para los radiodifusores o la cantidad de espectro para la subasta de 600 MHz podría reducirse.

Originalmente la FCC preveía escenarios para liberar hasta 144 MHz (24 canales de televisión), pero esta marca se ajustó a la cifra de 126 MHz (21 canales) por problemas de coordinación con Canadá en zonas fronterizas.

La subasta de la banda de 600 MHz podría poner a disposición del mercado móvil hasta 100 MHz adicionales divididos en 10 bloques de 10 MHz que estarían disponibles para su uso hacia 2020. Tomando en cuenta los cambios en la industria inalámbrica, la capacidad de esta banda llegará en un momento en el que puede reforzar las redes LTE o ser destinada a servicios innovadores de la siguiente generación móvil, IMT-2020 o “5G”, de acuerdo con la consultora.

Aun no se conoce públicamente el número de estaciones de televisión que participarán en la subasta inversa. Sin embargo, la cifra de espectro a despejar es indicativa del contraste que viven las operaciones de televisión abierta y las telecomunicaciones móviles. La subasta es un caso de una política pública que busca resolver cambios en la manera en la que se usa un recurso del Estado como el espectro utilizando un mecanismo generador de precios.

Aunque existen diversas proyecciones, se anticipa que entre AT&T, T-Mobile y Verizon presenten de manera agregada ofertas por al menos US$ 20.000 millones. Tomando en cuenta la participación de Comcast y Dish, las estimaciones de la recaudación final son variadas y van desde los US$ 33.000 millones hasta los US$ 60.000 millones.

La divergencia en los valores parte de la encrucijada que enfrentará la banda de 600 MHz: aprovechar una de las últimas bandas bajo 1 GHz reutilizables dentro de este lustro para servicios móviles o usarla para impulsar nuevos servicios como Internet de las Cosas (IoT), o una mezcla que incorpore ambos componentes.

Para poder utilizar la banda de 600 MHz se requiere reacomodar las estaciones de televisión que sigan al aire luego de la subasta, proceso que podría extenderse hasta 2019 o 2020, fechas en las que se tendrán anuncios más claros sobre la posibilidad de desplegar redes 5G.

Si la subasta marcha como se espera, los operadores podrán ofertar por 100 MHz adicionales en el mercado (10 bloques individuales de 10 MHz), 26 MHz de los despejados deberán usarse para bandas de guarda.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO