COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Las utilidades del Centro Bancario Internacional (CBI), reflejan para el mes de julio de 2019 un saldo de USD 1,182 millones, lo cual equivale a un incremento del 7%, que representa una mejora con respecto al desempeño acumulado durante el primer semestre, según el Informe de actividad bancaria de la Superintendencia de Bancos de Panamá.

En la primera mitad del año se tuvo un menor nivel de utilidades debido a menores ingresos no recurrentes, con respecto al mismo período del año anterior, tales como los obtenidos en calidad de dividendos o por otras operaciones financieras. El desempeño de los ingresos se sustenta en un incremento del 9.5%, en mayor parte por los ingresos generados por los créditos, USD 229 millones, depósitos en bancos, USD 59 millones, y por la cartera de inversiones, USD 18 millones. Adicionalmente, la banca de licencia internacional obtuvo un ingreso extraordinario, producto de la transferencia de dividendos obtenidos por un grupo bancario.

Tal como muestra el Estado de Resultados, los ingresos obtenidos por activos financieros al mes de julio registraron un crecimiento de 9.5%, lo cual demuestra un adecuado manejo de los recursos, en un entorno de revisión de tasas. Este comportamiento refleja de que, a pesar de la coyuntura de ajuste en el costo del pasivo, el CBI ha podido gestionar un margen de intereses favorable.

Para este periodo, el CBI registra activos por el orden de USD 121,579 millones, que representan un aumento de 3.6%, USD 4,237 millones más de lo reportado a julio de 2018. En el caso del Sistema Bancario Nacional (SBN), se registró un total de USD104,039 millones, lo cual equivale a un crecimiento de 4.4%. El aumento de la cartera de crédito local y la de inversiones en valores son factores que contribuyeron de manera predominante en este incremento. Vale anotar también que se registró dentro del Balance de Situación un incremento del patrimonio de los bancos (un incremento de 9.7%), lo cual es producto de requerimientos regulatorios, así como de utilidades retenidas.

Esto es relevante ya que le brinda resiliencia a la plaza bancaria y le permitirá mantener su sostenibilidad y solidez. Con respecto a la cartera de crédito local, esta ha seguido con un desempeño positivo, al registrar un crecimiento interanual al mes de julio de USD 1,040.0 millones o un 2%, destacándose de manera particular, el segmento de hipotecas y consumo personal.

COMPARTIR:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

NO COMMENTS

DEJAR UN COMENTARIO